junio 2014

Planeta fútbol: orgasmos, cazadores y nacionalismos.

  • por

diego_maradona_11

Captura de pantalla 2014-06-12 a la(s) 10.44.02Entrevista a Peter Sloterdijk. Der Spiegel 23, 2006

Un equipo de hermafroditas

[Trad. IAMC] Conversación de Sloterdijk con D. Kurbjuweit y L. Gorris.

El filósofo Peter Sloterdijk habla sobre orgasmos de goleadores y comunidades nacionales de excitación, sobre el cazador masculino que ya nadie necesita – y todo lo que esto tiene que ver con el fútbol-.

Señor Sloterdijk, cómo mira usted los juegos del mundial, ¿como fan o como filósofo?

Sloterdijk: Más bien como un hombre que se interesa por la arqueología de la hombría. El fútbol es atávico y es un método probatorio antropológico. Desde hace algunos miles de años buscamos los varones humanos una respuesta a la pregunta: ¿qué se hace con los cazadores que ya nadie necesita?. Visto desde nuestro diseño antropológico son los hombres construidos de tal manera que participen en cacerías. Sin embargo, desde hace ya 7000 años, desde el comienzo de la agricultura, sometimos a los cazadores a un enorme programa de sedantes. Entre más alto el nivel de la religión, mayor fue el intento de convencer al cazador interior de que en realidad ser varón era un vergüenza y de que los varones en cuanto varones jamás tomarían parte en la salvación.

Spiegel ¿A no ser que jugaran fútbol y reemplazaran la cacería de lo salvaje por la cacería del gol?

Sloterdijk: Así es. Apenas si hay un juego que pueda imitar tan claramente nuestro viejo y protoartillero sentimiento de éxito en la cacería. Cuando uno ha paralizado al cazador interior, lo ha matado completamente, se llega entonces inevitablemente a la convicción de que no hay en el mundo algo más tonto que la reacción de un jugador de fútbol tras el anotar un gol. Es realmente obsceno lo que se llega a ver. Comparados con una actriz-porno, ella sentiría vergüenza de estos extraños orgasmos de goleador que son representados para el público que paga. Pero tan pronto como se renuncia a dar muerte al cazador interior, se siente de inmediato lo que se está negociando en el césped. Allí se escenifica, a saber, el más viejo sentimiento de éxito de la humanidad: acertarle con un objeto balístico a una presa que intentaba protegerse por todos los medios. Creo que es este punto en donde se puede traer a cuento el concepto «deep play“. Él designa los tipos de juegos que arrastran a los hombres por completo.

Spiegel El varón primitivo es pues, en gran parte, inútil y solo sirve para el juego. ¿Le va mejor a las mujeres?

Sloterdijk: Las mujeres son por origen recolectoras y a ellas se las necesita ahora más que nunca, pues las recolectoras devienen por el camino más corto consumidoras. En este punto son las mujeres mucho más compatibles con el capitalismo que los varones. En la consumidora se muestra todavía esa satisfacción callada, triunfal, de la recolectora que lleva algo a la casa en su canasta. De ésta ha surgido ese misterioso universal femenino: el bolso de mano. Un varón sin lanza o sin balón, puede ser, pero una mujer sin bolso de mano es antinatural.

Spiegel ¿Personalmente se deja arrastrar por el fútbol?

Sloterdijk: He encontrado una referencia pasable al fútbol en una vía subsidiaria de la formación. No obstante, para llegar a ser un hombre normal, tuve que hacer el rodeo por la antropología. Como antropólogo me permito también, por así decirlo, ser un hombre. Pertenece a la dotación fundamental de lo humano un cierto grado de disposición a volverse loco junto a los otros. Y me lo he permitido en mis días maduros de vez en cuando.

Spiegel Se ha comprado el GoleoLeer más »Planeta fútbol: orgasmos, cazadores y nacionalismos.

De los números a la vivencia

  • por

No siempre es fácil tener a mano algunos links a libros clásicos vinculados a discusiones epistemológicas. Aquí encontrarán algunos textos de Edmund Husserl, considerado el padre de la Fenomenología.

¿Por qué la fenomenología?. 

husserl-edmund-meditaciones-cartesianas-fce-1996 (1932) La fenomenología de Husserl (1859-1938) surge a principios del siglo XX en una atmósfera dominada por el positivismo lógico. Revitalizando el lugar de un pensamiento entrampado en la construcción de un lenguaje científico de impecabilidad lógica, Husserl propone una filosofía que estará centrada en “el modo de darse de los fenómenos” y con ello la vida misma o “mundo de la vida”. Tal aproximación será magistralmente considerada por Alfred Schutz (1899-1959) quien inaugurará una prolífica perspectiva para las Ciencias Sociales que ha sido denominada Sociofenomenología[1]. Pero antes: ¿Cual es el aporte de Husserl al problema epistemológico?, ¿En qué consiste la fenomenología?.

Leer más »De los números a la vivencia